Familia, escuela de humanidad

Abordando el tema de la familia y su misión evangelizadora, se realizará del próximo martes 15 al jueves 17 de noviembre en la Diócesis del Callao, en Perú, el Simposio «Familia, escuela de humanidad».
Organizado por la Comisión de Familia de la Diócesis del Callao, en colaboración con la Comisión Diocesana de Laicos del Callao y de la Oficina Diocesana de Educación Católica (ODEC), el Simposio se propone ahondar en la importancia de la familia para la sociedad, como escuela de valores, y su rol en la evangelización. El Simposio también tiene el apoyo de la Campaña Compartir de la Conferencia Episcopal Peruana.
El evento contará con varias conferencias, entre ellas la que tendrá lugar el primer día del Simposio que hablará sobre el «Matrimonio: Camino de Santidad», que será impartida por Marcela Vera Tapia, quien es licenciada en Educación Inicial y experta en Asesoramiento Educativo Familiar.
Este mismo día, también se abordará el tema del «Hombre en Fiesta», que explicará el padre Oscar Balcázar, Vicario General de la Diócesis del Callao, asesor de la Comisión de Familia de la misma jurisdicción eclesial peruana y párroco de la Parroquia Virgen de la Macarena.
De otro lado, el miércoles 16, se hará una reflexión sobre «La familia, escuela de virtudes», que desarrollará Karla Schaeffer, licenciada en psicología; y el jueves 17 sobre el tema «Matrimonio, importancia para la sociedad», que expondrá Silvana Valdivia Corrales, especialista en asesoramiento educativo familiar.

La conferencia de cierre, por su parte, estará a cargo de Mons. Miguel Irizar Campos, Obispo del Callao y Presidente de Cáritas del Perú, quien hablará sobre la «Familia evangelizada y evangelizadora».
Están invitados a participar de este encuentro académico agentes de pastoral, catequistas, educadores, religiosos, religiosas, sacerdotes y, especialmente, familias. El Simposio iniciará el 17 de noviembre a las 6:30 de la tarde, en el Centro de Convenciones del Real Felipe, en la ciudad peruana.
Con información de la Diócesis del Callo y de la Conferencia Episcopal Peruana.

Los comentarios están cerrados.