Papa Benedicto XVI: »…Es una noticia hermosa…»

«Es una noticia hermosa que contrasta con los asuntos dolorosos de los que somos testigos cada día en tantas partes del mundo, y que, legítimamente, ha sembrado satisfacción y esperanza en esa isla y en toda la comunidad», manifestó el Santo Padre, por la decisión del Ejército Republicano Irlandés (IRA) de desarmarse y poner fin al terrorismo y pidió a todos los fieles que trabajen por una paz duradera. El Pontífice, que dirigió hoy el rezo del Angelus en su residencia veraniega de Castel Gandolfo, a las afueras de Roma, expresó a los peregrinos congregados su «satisfacción y esperanza» por el anuncio del IRA. «Aliento a todos, sin excepción, a seguir recorriendo con valor el camino trazado y a dar más pasos que permitan el fortalecimiento de la confianza mutua, fomenten la reconciliación y consoliden las negociaciones que buscan una paz justa y duradera», dijo el Papa. Benedicto XVI recordó que sus palabras repetían un llamamiento realizado en 1979 por su antecesor, Juan Pablo II, que reclamó «distanciarse de los caminos de la violencia, y regresar al camino de la paz». Juan Pablo II había hecho esta petición, dirigida al terrorismo católico y nacionalista, ante 250.000 personas en la localidad irlandesa de Drogheda, a 50 kilómetros de la frontera con Irlanda del Norte: «De rodillas os pido que abandonéis los caminos de la violencia y volváis a los caminos de la paz», fueron sus palabras.

Los comentarios están cerrados.