Perú: patrimonio cultural dos festividades religiosas del Cusco.

LIMA, Set 7 (FD) – El Instituto Nacional de Cultura (INC) declaró Patrimonio Cultural a las festividades del Qoyllor Ritty y del Corpus Christi, dos de las celebraciones religiosas más importantes de la ciudad imperial del Cusco (sudeste). Son dos fiestas católicas, llenas de color y fervor religioso, congregan cada año a miles de fieles peruanos y extranjeros, y representan el mestizaje entre la cultura andina prehispánica y la fe católica que se difundió en Perú a partir del siglo XVI. La fiesta del Qoyllor Ritty o «Señor de la Nieve» comprende la peregrinación de miles de devotos hacia el Santuario del mismo nombre, a 4.800 m sobre el nivel del mar. Muchos de los peregrinos -hombres, mujeres y niños que deben caminar varias horas a través de cerros para llegar al santuario- llevan en sus espaldas pedazos de hielo de todo tamaño que han extraídos de los nevados, como un acto de sacrificio y de compromiso con la fe. La distancia hasta la cima, que los fieles recorren durante tres horas, es de unos 10 km y tiene como marco a los nevados y una temperatura de varios grados bajo cero. En el día central se celebran misas en quechua y se realizan procesiones en la cumbre del nevado, además de un desfile de danzas en honor al Señor de la Nieve. Esta celebración concentra a unos 80.000 fieles cada año y se realiza dos días antes de la solemnidad del Corpus Christi, según el Instituto Nacional de Cultura. La fiesta del Corpus Christi, que se celebra en junio, es una de las más importantes de la iglesia Católica en Perú, y conmemora la devoción a la Santa Eucaristía. En la ciudad del Cusco esta fiesta religiosa cobra un enorme fervor entre la población, que llega a la ciudad desde diversas provincias y caseríos, a la que se suman los turistas, para acompañar la procesión de Corpus Christi. En la región andina la festividad del «Cuerpo de Cristo» se prolonga durante nueve días.

Los comentarios están cerrados.