Primera santa india norteamericana

En el mismo decreto firmado el Lunes por el Santo Padre donde se reconoce el milagro atribuido a la Sierva de Dios argentina María Crescencia Pérez, también se reconocen los milagros atribuidos a la intercesión de siete beatos –cuatro mujeres y tres hombres- que serán canonizados próximamente. 

     Entre estos nuevos santos destaca la figura de Catherine Tekakwitha, quien será la primera nativa norteamericana que llega a los altares. 

     Catherine o Kateri Tekakwitha nació en 1656 en Ossernenon, actual Auriesville, Estados Unidos. Era hija de un jefe de la  tribu Mohawk y una india algonquín católica que había sido bautizada y educada por misioneros franceses. 

     A los cuatro años perdió a su familia a causa de una epidemia de viruela, y ella misma quedó desfigurada y con la vista muy disminuida a causa de la enfermedad. Fue adoptada por un pariente, jefe de una tribu vecina. 

     A medida que iba creciendo se interesó por el cristianismo, y a los 20 años fue bautizada por un misionero francés.

     Los miembros de su tribu no comprendieron su nueva filiación religiosa, por lo que fue marginada. Se mortificaba como camino de santidad, y rezaba por la conversión de sus parientes y de los miembros de su tribu. 

 Sufrió persecuciones que amenazaron su vida, por lo que tuvo que huir para establecerse en una comunidad de nativos cristianos en Kahnawake, en Quebec, Canadá, donde vivió dedicada a la oración, la penitencia y el cuidado de enfermos y ancianos. También hizo voto de castidad. 

     Murió en 1680, a la edad de 24 años. Sus últimas palabras fueron: “Jesús, te quiero”. La tradición dice que las cicatrices de Catherine se desvanecieron después de su muerte, revelando una mujer de gran belleza; y que numerosos enfermos que asistieron a su funeral sanaron.

     El proceso de canonización comenzó en 1884. Fue declarada venerable por Pío XII en 1943, y beatificada por el beato Juan Pablo II en 1980. Como primera india norteamericana beatificada, ocupa un lugar especial en la devoción de los pueblos nativos de América del Norte. Su fiesta se celebra el 14 de julio.

Los comentarios están cerrados.