Santo Padre: las vacaciones son una necesidad.

El Papa Benedicto XVI afirmó que en esta época en que vivimos, donde las condiciones de vida, muchas veces frenéticas, dejan poco espacio al silencio, a la reflexión y al contacto con la naturaleza, las vacaciones se han convertido «en casi una necesidad». El Pontífice hizo estas manifestaciones durante el rezo del Angelus, que dirigió desde la explanada de la casa que ocupa en la localidad de Les Combes, en la región alpina italiana del Valle de Aosta, donde pasa unos días de reposo en medio de la naturaleza. Agregó que las vacaciones son días en los que la persona se puede dedicar a la plegaria, a la lectura, a meditar sobre el significado de la vida, en medio de su familia y seres queridos. El tiempo de descanso, subrayó el Pontífice, también ofrece la oportunidad de gozar ante los espectáculos de la naturaleza, «maravilloso libro tanto para mayores como para niños». En contacto con la naturaleza es como la persona encuentra, según el Papa, su justa dimensión.

Los comentarios están cerrados.