Andrea Riccardi, ministro de Cooperación Italiano

Andrea Riccardi, fundador de la Comunidad de San Egidio, será Ministro de Cooperación Internacional y de Integración en el nuevo Gobierno italiano. En un comunicado, muestra su disposición para responder a los retos que debe asumir Italia, inmersa en una grave crisis económica debido al volumen de su deuda pública. La crisis provocó la caída del gobierno de Silvio Berlusconi, que ha sido sustitudo por el excomisario europeo y senador italiano Mario Monti.
(Sant Egidio) Andrea Riccardi (1950), historiador y fundador de la Comunidad de Sant’Egidio, es una de las personalidades italianas de mayor relieve en ámbito internacional. Autor traducido a numerosas lenguas, ha enseñado Historia Contemporánea en las universidades de Bari, la Sapienza de Roma y en la Universidad III de Roma. Considerado uno de los mayores expertos sobre la Iglesia contemporánea y del diálogo entre religiones y culturas, experto igualmente en pensamiento humanista contemporáneo, es una voz autorizada del panorama internacional como atestiguan los doctorados honoris causa que han acompañado su itinerario científico, desde la Universidad de Lovania a la Georgetown University.
Riccardi es conocido también por haber fundado, en 1968, la Comunidad de San  Egidio, una realidad que actualmente está difundida por 73 países –con una amplia presencia en África y América Latina– que dispone de proyectos innovadores en el ámbito de la cooperación internacional, y que es considerada como uno de los sujetos más eficaces a nivel mundial en el campo de la paz y de la reconciliación.
El nuevo minsitro italiano ha emitido el siguiente comunicado:
"En un momento difícil, de dura prueba para el país, en el que se está llevando a cabo un esfuerzo común para hacer frente a la crisis actual, he aceptado la invitación del presidente electo, Mario Monti, a formar parte del nuevo ejecutivo, con la esperanza de ayudar en el empeño de la recuperación nacional.
Ofrezco mi disposición para responder a los retos que debe afrontar nuestro país, con la convicción de que Italia necesita unidad.  El compromiso por la cohesión social, por la integración nacional y por la cooperación internacional forman parte de mi cultura y de la experiencia que he ido modelando a lo largo de los años. Creo que son elementos decisivos para un país que busca las fuerzas para salir de la crisis"  .

Los comentarios están cerrados.