CARDENAL SODANO CELEBRA MISA POR VICTIMAS DEL MAREMOTO

CIUDAD DEL VATICANO, 25 ENE 2005 (VIS).-El cardenal Angelo Sodano, secretario de Estado, celebró ayer por la tarde en la basílica vaticana una misa de sufragio, en nombre del Papa, por las víctimas del maremoto asiático del pasado 26 de diciembre. Refiriéndose a la catástrofe del tsunami y a sus consecuencias, el cardenal Sodano afirmó en la homilía que «el ser humano ha experimentado una vez más su pequeñez ante la complejidad del planeta en el que vivimos. De este modo, ha surgido espontáneamente en nosotros un impulso interior a mirar al cielo, buscando respuestas a tantos interrogantes que vienen en los momentos de confusión». «Alguno -continuó- se ha preguntado incluso cómo es posible que el hombre, que ha sido capaz de ir a la luna, que ha podido enviar una sonda a Titán, a más de mil millones de kilómetros de la tierra, sea tan impotente ante estos desastres. Muchos se han preguntado, además, si la fe cristiana tiene una respuesta clarificadora ante el enigma del dolor. Y la respuesta del creyente ha sido inmediata: Sí, ¡Dios ama siempre a los seres humanos y está siempre a su lado con amor de Padre!». El secretario de Estado recordó que «Dios se hizo hombre para compartir nuestra existencia, en los momentos alegres y tristes de la vida». Al final de la homilía, el purpurado aseguró que «en esta hora de oración el Papa está junto a nosotros y con nosotros confía en las manos de Dios misericordioso las almas de todos los difuntos en el terrible maremoto. (…) El Vicario de Cristo sigue invitándonos a la solidaridad con los hermanos y hermanas» de aquellas poblaciones afectadas.

Los comentarios están cerrados.