Un año de atentados contra Iglesia en Irak

(NE – eclesiales.org) El día de ayer, al cumplirse un año del atentado contra la iglesia de San Pablo en Mosul (norte de Irak), el Obispo caldeo del lugar, Monseñor Paulos Faraj Rahho, celebró una Eucaristía en la misma capilla que fue dañada por la explosión de un coche bomba. El 1 de agosto del 2004, cinco iglesias en Irak (cuatro en Bagdad y una en Mosul) fueron destruidas por explosiones sincronizadas. En el atentado a la iglesia de Mosul perdieron la vida dos personas. “Aquella violencia puso a prueba nuestra fe y en este año hemos aprendido a poner en práctica valores como el perdón y el amor, incluso a aquellos que nos persiguen”, dijo Monseñor Paulos Faraj Rahho, durante su homilía. Más adelante, dirigiéndose a quienes llevaron a cabo el atentado dijo: “habéis probado destruir nuestras iglesias sin motivo, pero nuestro Señor nos ha enseñado a amar, perdonar y orar por vosotros”.

Los comentarios están cerrados.