Bernardo de Hoyos: Testigo de una promesa

José María Alsina señala que “el hombre de nuestro tiempo tiene carencia de pensar que Dios le quiere”.  El director del Centro Superior de Formación del Instituto de Humanidades Ángel Ayala y rector Honorario Universidad Abat Oliba CEU, pronunció ayer una conferencia en la Universidad CEU San Pablo con motivo de la próxima Beatificación del P. Bernardo Fco. de Hoyos SJ.

Así, el director del Centro Superior de Formación del Instituto de Humanidades Ángel Ayala y rector Honorario Universidad Abat Oliba CEU, José María Alsina Roca, ha recordado la figura de este joven, apóstol del corazón de Jesús en nuestro país, que murió con 24 años, y su “labor apostólica y eclesial importantísima en España”. A pesar de su debilidad aparente el P. Hoyos ha sido un pilar importante para dar a conocer la promesa.

En la ponencia ‘Bernardo de Hoyos: Testigo de una promesa’, Alsina se ha referido en todo momento al Corazón de Jesús, y ha agasajado la falta de creencia en la importancia de Dios en la actualidad: “el hombre de nuestro tiempo tiene carencia de pensar que Dios le quiere y la felicidad del hombre es saber que Dios le quiere” y ha sostenido, “la devoción de Jesús es providencial para nuestros tiempos”. En este sentido ha recalcado que “el mal de los hombres no es indiferente a Dios”, como puede pensar un grupo de gente, y que el desprecio que ello conduce hace que “la humanidad no responde al bien del hombre que está destinada a amar a Dios”, porque, al fin y al cabo, “Dios está hecho para consolar al hombre y ahora está necesitado de esto”. En este sentido ha hecho un paralelismo de Dios y los hombres con la relación de un padre y un hijo y ha mostrado la importancia de la figura del Padre: “si no está feliz el hijo, el padre no lo está tampoco”. “Esto es lo que revela el Corazón de Jesús”, ha manifestado. En definitiva, ha explicado que “Dios necesita a los hombres”, y asimismo, “el hombre necesita amar a Dios”. Además, Alsina ha precisado que “sin la fe no existiríamos socialmente”. Y es que “el mundo occidental vive de su herencia cristiana”.

La beatificación del P. Hoyos, a punto de producirse en el año 36, frustrada a causa de la guerra, se hará realidad el próximo domingo 18 de abril de 2010, a las 10.30 h de la mañana, en Valladolid durante la celebración de la Eucaristía. En ella se proclamará al P. Bernardo Fco. de Hoyos SJ como nuevo beato de la Iglesia católica. Presidirá la ceremonia Mons. Angelo Amato, Prefecto de la Sagrada Congregación para las Causas de los Santos, en calidad de legado del Papa Benedicto XVI.

Los comentarios están cerrados.